Es normal tras la larga exposición solar del verano que aparezcan en nuestra piel diferentes manchas. Frente a la preocupación inicial sobre qué significan y cómo tratarlas, lo mejor es acudir a un dermatólogo que nos ayuden a identificarlas y nos explique el cuidado que necesitan en cada caso. Para ayudar a responder las dudas de los pacientes, la dermatóloga Cristina de Hoyos ha colaborado con la revista Instyle.
Para leer el artículo completo: aquí.
¿Hablamos?