Nuevo artículo de la dermatóloga y directora técnica de Clínicas Ceta, la doctora Cristina de Hoyos para la revista Marie Claire.

La presencia de poros abiertos en nuestra piel es una condición asociada frecuentemente a la producción de grasa aumentada. El poro es el orificio por el que emerge el folículo velloso (en la cara también hay vello aunque prácticamente invisible en condiciones normales) y a través del cual las glándulas sebáceas expulsan su contenido a la superficie. Por eso la piel con tendencia a producir más grasa y a presentar acné tiene poros dilatados con más frecuencia que la piel seca.

El artículo completo en el siguiente link.

¿Hablamos?